Poltergeist en Telde La casa maldita del Calero


Hoy queremos que tomes un tren al pasado con nosotros, un viaje que alberga posiblemente uno de los primeros casos de "Expediente X" de España. Nos remontamos al año 1996, en un municipio Canario llamado "El Calero" en la isla de Gran Canaria. En esta parte de la isla, ocurrió por ese entonces, un suceso que marcaría para siempre a ese lugar. Estamos hablando de lo que quizás sea el primer caso Poltergeist ocurrido en las islas Canarias. 

El fenómeno poltergeist palabra que deriva del alemán (poltern) "hacer ruido" y (Gesit) "espíritu" es como ya muchos sabrán un fenómeno que se considera paranormal, ya que se manifiesta por la gran fuerza de energía que puede utilizar un entidad fantasmal para causar cualquier tipo de daño, señales o simplemente advertencia. Sin duda un fenómeno muy conocido por muchos que la simple mención de la palabra, les pone los pelos de punta.

Un hogar sosegado por poco tiempo

Esta historia comienza como cualquier otra de las muchas de las que ya se tiene constancia, inicia como es normal en un seno familiar normal de la época. Una familia religiosa la cual no tenía problemas de ningún tipo. En esta casa vivían sus hijos adolescentes la madre y el padre. En ella no ocurría nada que pudiera llamarse como extraño, si no todo lo contrario, una familia normal en una casa normal. 

Hasta que un día, si saberlo, es cuando comienza la historia de "la casa maldita", unos sucesos que llegaron a ser noticia en todo el municipio e incluso a nivel nacional. Los acontecimientos ocurridos en este lugar nunca pasarán desiderativos por los miles de personas que han escuchado esta historia, una historia que hiela la sangre a todo aquel que indaga un poco en ella y todo aquel que la escucha...

El incidente de "La casa maldita de Telde" 

Según los testimonios de los medios de comunicación locales de 1996, en el mes de Julio del mismo año, se registraron fenómenos que hasta la fecha eran desconocidos, tales como, movimientos de muebles que caían al suelo, caída al suelo de diversos objetos, ruidos grotescos de origen totalmente desconocidos. La familia incluso les llegó a contar a los medios de comunicación que algunas pertenencias de la familia, tales como, jarrones, cuadros, o cualquier pertenencia de alguno de los miembros de dicha familia, desaparecía y volvía a aparecer en un sitio totalmente distinto, sin que ninguno de ellos lo manipulasen. 

Uno de los sucesos más extraños según la familia que ocurría en esta casa, era cuando los jóvenes de la familia se encontraban en ella. Afirmaron que cuando los adolescentes de la familia estaban en la casa, las ventanas se abrían y cerraban constantemente.


Los residentes de dicha casa que posteriormente se conocería como "la casa del demonio", llegaron al punto de tal desesperación, que pensaron seriamente a dudar de su propia psique, ellos pensaban que estaban verdaderamente "locos". Se pensaron seriamente en abandonar su hogar, el cual los estaba acosando de una manera aterradora. 

La ayuda de la iglesia para la familia 

Dado los atroces acontecimientos que la familia estaba viviendo, ya desesperada, optó por pedir ayuda al párroco de la iglesia de su pueblo. Y según el testimonio recogido por el clérigo, Andrés Viera y que fue recogido por el investigador paranormal José Gregorio Gonzálesz, esto fue lo que el párroco aseguro de esta casa "maldita".

"Esta familia es muy religiosa, y frecuentan la parroquia como muchas familias. Por razones desconocidas que personas más preparadas que yo tendrán que investigar, en su casa han estado ocurriendo cosas muy extrañas, he incluso he acudido a dicha casa para poder bendecirla, aseguró el párroco Andrés Viera".


El sacerdote además contó que la familia al contar el acontecimiento que estaban viviendo a los medios de comunicación, fueron después a pedir ayuda al Obispado de Canarias para que aprobara exorcizar su vivienda. Quien se encargó de realizar el informe para poder llevarlo al Ovispado, fue el mismo Andrés Viera, que realizó un informe muy detallado, de los acontecimientos que ocurrían. 

Espíritus desorientados 

Tras la gran controversia que la historia de esta casa estaba causando a nivel nacional, un grupo de especialistas de un programa de televisión local (TVE) acudió al rescate de la familia, con todo un equipo de personas expertas en lo paranormal y con un exorcista profesional

Los profesionales que allí se acercaron, concluyeron que no se trataba de espíritus demoníacos, tan solo eran entidades espirituales que estaban desorientadas y que no querían causar malicia alguna. 


Pero debido al velo de silencia de la propia familia sobre este tema tan interesante, hoy se desconoce el final de esta historia que fue uno de los primeros casos poltergeist en Canarias. Algo que ahora permanecerá en el olvido, pero algo, que no teníamos que dejar de contarles, con esperanzas de que se sepa ya por fin todo lo que sucedió en el primer caso "Expediente X" de Canarias. 

Si te gustó este artículo, no dudes en leer el de una de las casas más aterradoras de Tenerife, "La casa de Franco", te asombras de la realidad de esta casa y de todo lo que sucedió en ella. 

Comentarios